Tras una tarde de lluvia, el cielo dio una tregua para que se pudiese realizar la Ofrenda Floral a Nuestra Señora de las Cruces. Cientos de niños desfilaron delante de la Virgen para entregar sus flores y alimentos no perecederos para la Casa de Acogida de Cáritas.

Los chicos de Plena Inclusión fueron los encargados de abrir la Ofrenda, entregando su flor a los pies de la Virgen.

Acto seguido, el Grupo Infantil de Caramancho bailó ante la Imagen de Nuestra Señora.

Las ganadoras del Concurso Infantil “La Velá con mirada de niño” leyeron sus poemas ante la Virgen de las Cruces.

Durante dos horas el paso de niños, padres y abuelos fue continuo, desafiando la inestabilidad meteorológica.

📸 Rubén Gordo Capilla

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.